Columbus – Nashville: los depredadores conseguirán victoria