Columbus - Chicago: al final, los anfitriones serán más fuertes.